Tienda Oficial en Mercado Libre

Farmacias de Turno

Farmacias las 24 hs.

Atención telefónica: 0810 222 6242

Día Mundial de la Lucha contra el Sida

12/12/2017


El Día Mundial de la Lucha contra el Sida se conmemoró por primera vez el 1ro de diciembre de 1988. Desde entonces, el Sida ha matado a más de 25 millones de personas en todo el planeta, lo que la hace una de las epidemias más destructivas registradas en la historia. A pesar de que existe un mayor acceso y se ha mejorado el tratamiento antirretroviral y el cuidado médico en muchas regiones del mundo, la epidemia de Sida sigue costando vidas. En el mundo hay aproximadamente 37 millones de personas viviendo con VIH y en Argentina hay aproximadamente 120 mil personas infectadas pero la mitad de ellas lo desconoce. Para llevar una mejor calidad de vida es imprescindible un diagnóstico temprano con un examen específico. La prevención combinada del VIH, detección temprana y acceso a tratamiento antirretroviral son fundamentales para lograr detener la transmisión del virus en los próximos años. Los gobiernos, los proveedores de servicios de salud, los organismos de cooperación, la sociedad civil, las personas viviendo con VIH, las poblaciones clave y otros interesados deben trabajar conjuntamente en la respuesta al VIH.
Hoy, 1ro de diciembre, conmemoramos el Día Mundial de la Lucha contra el Sida. Esta jornada se ha convertido en una de las efemérides de salud más reconocidas en el planeta y una oportunidad clave para crear conciencia sobre esta epidemia. La Organización Mundial de la Salud cree que controlar la enfermedad para 2030 es posible si los países aplican una estrategia de prevención combinada. Soy Tu Farmacia quiso estar presente para recordarte que prevenir es lo más importante.

El Sida en pocas palabras
La infección por el virus de la inmunodeficiencia humana y el síndrome de inmunodeficiencia adquirida (VIH/Sida) es un espectro de enfermedades causadas por la infección por el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH). Tras la infección inicial, una persona puede no notar síntoma alguno o bien puede experimentar un periodo breve de cuadro tipo influenza. Típicamente, le sigue un periodo prolongado sin síntomas. A medida que la infección progresa, interfiere más con el sistema inmunitario, aumentando el riesgo de infecciones comunes como la tuberculosis, además de otras infecciones oportunistas y tumores que raramente afectan a las personas con un sistema inmunitario indemne. Estos síntomas tardíos de infección se conocen como Sida, etapa que a menudo también está asociada con pérdida de peso.
El VIH se contagia principalmente por sexo desprotegido, transfusiones de sangre contaminada, agujas hipodérmicas y de la madre al niño durante el embarazo, parto o lactancia. Algunos fluidos corporales, como la saliva y las lágrimas, no transmiten el VIH. Entre los métodos de prevención se encuentran el sexo seguro, los programas de intercambio de agujas, el tratamiento a los infectados y la circuncisión. La infección del bebé a menudo puede prevenirse al dar medicación antirretroviral tanto a la madre como el niño. No hay ninguna cura o vacuna; no obstante, el tratamiento antirretroviral puede retrasar el curso de la enfermedad y puede llevar a una expectativa de vida cercana a la normal. Se recomienda iniciar el tratamiento apenas se haga el diagnóstico. Sin tratamiento, el tiempo de sobrevida promedio después de la infección es 11 años.